El INAMI ha advertido que los niveles de radiación ultravioleta (UV) se situaran en muy alto y extremadamente alto en el Ecuador, esta alerta ha hecho que tratemos de protegernos y hacer caso a las recomendaciones que nos dan por los diferentes medios, sin embargo, al vivir en un país como el nuestro estamos más expuestos que cualquiera y sería importante generar una cultura de cuidado para nuestra piel, hoy en Confiamed medicina prepagada te comentamos que hacer.

Los hábitos los hacemos nosotros, así que lo primero es establecer horarios, de esta manea podemos adaptarlos a las actividades que debemos realizar.
A continuación, algunas cosas que debes incluir en tu rutina.

Usa crema hidratante. – Es muy importante que usemos esto en la piel, el clima tiende a resecarla, así que 10 minutos antes de salir de tu casa aplica un poco de crema en tu rostro dando pequeños masajes con las yemas de tus dedos.

Ponte bloqueador solar. – Después de aplicarte la crema hidratante usa bloqueador solar, no es necesario dejar tu rostro completamente blanco, eso no beneficia ni afecta en nada su función, lo ideal es que lo uses cada 3 horas, así que toma el tiempo y señala los horarios en los que debes dar un retoque de bloqueador solar.
Si tienes hijos, prográmales horarios para que se apliquen bloqueador solar; antes de salir a la escuela, antes de salir al recreo y antes de salir de clases pueden ser horas que recordará. No te olvides de lo más importante, enviarle en su mochila su propio bloqueador solar.

Toma agua. – Esto no solamente ayuda a la piel, también te mantiene hidratado. Si no tienes la costumbre de tomar agua, existen aplicaciones que te recordarán el momento que debas hacerlo. Recuerda que puedes encontrar recetas de jugos muy refrescantes en nuestro ebook de bebidas saludables, prepáralas y mantente sano e hidratado.

Sal con gorra. – Si bien es cierto que no podemos usar sombreros o gorras en el trabajo, es importante que los llevemos con nosotros en una mochila, en el vehículo o en nuestra cartera, para que los usemos al momento de salir a la calle, el llevarlos siempre con nosotros hará que los tengamos más presentes y por lo tanto no tengamos excusas para no usarlos.
Esperamos que pongas en práctica estos consejos que te ayudarán a mantener una piel saludable, recuerda que es el órgano más grande de nuestro cuerpo y merece atención.